Carta a La Cámpora del médico del General Juan Domingo Perón (una lectura necesaria)

x Grupo de Reflexión Rural -1-

El Doctor Pedro Cossio es hijo del famosísimo Pedro Cossio, médico personal y una de las personas de mayor confianza de Juan Domingo Perón. Cossio, por lo tanto, se sumó al equipo médico que atendía a Perón y tuvo el privilegio de compartir el último año de vida del General, siendo testigo directo de charlas y acontecimientos y muchas veces hombre de consulta del General Perón, que era consciente de las pretensiones de Cámpora y que estaba abrumado por la izquierda violenta de aquellos años. Hace unos días, Pedro Cossio escribió una carta en la que intenta dar testimonio de una época de la que hoy se habla mucho pero que no siempre se cuenta la verdad, ya que considera que es fundamental para el país conocer realmente el pensamiento de Juan Domingo Perón en sus últimos años. El siguiente es el texto completo de la carta:

Señores miembros del movimiento La Cámpora,

Presente

Por la presente me dirijo a Uds. en conocimiento de su reciente formación para, con el mayor de los respetos, repasar algunos aspectos de nuestro pasado, muchos de ellos ligados al General Perón.

Ante todo deseo dejar bien en claro, que acepto cualquier tipo de convicción e inclinación política, porque de las diferencias surgen las verdades y las soluciones, pero lo que siempre trato de hacer, es no confundir conceptos, y atenerme a la verdad.

Por otra parte, en el caso particular de Uds., si desean apoyar la gestión tal o cual, me parece legítimo y respetable, siempre que no utilicen conceptos equivocados en sus descripciones.

Pero, al ser un argentino de 70 años, médico, hijo de Pedro Cossio quien fuera médico de cabecera del general Perón entre 1973 y 1974, y además tuve la responsabilidad de colaborar con él en su asistencia, es que deseo aclararles ciertos conceptos, que veo que no los tienen claros. Entre el 28 de junio y el 12 de julio de 1973 estuve en su cuarto de Gaspar Campos 12 horas por día junto al General, lo que me permitió presenciar el final del gobierno de Cámpora y los desaires que Perón le hizo. Y luego junto a mi padre lo visité numerosísimas veces, como así también lo hizo el Dr. Carlos Seara quien estuvo en su guardia médica hasta el 1° de julio de 1974, y fue uno de quienes le realizó las maniobras de resucitación, es por todo ello que deseo expresarles con el mayor de los respetos los siguientes conceptos:

1.- Todo lo que diré está escrito en el libro de nuestra autoría ‘Perón, testimonios médicos y vivencias’ donde se transcriben documentos únicos y muchos inéditos sobre la salud del General Perón.

2.- Nuestro ánimo no fue el de develar hechos frugales, sino el de dejar para las futuras generaciones la verdad cruda de esa circunstancia.

3.- El General Perón estaba muy disgustado con la gestión presidencial del Doctor Héctor Cámpora, por haberse rodeado de gente que consideraba no debía estar ahí, como el Dr. Righi o Puig. También de la forma en que se había llevado a cabo la amnistía del 25 de mayo de 1973. Nos dijo a Seara y a mí claramente que no deseaba ser Presidente, que si no era posible que hubiera alguien más joven. También al Dr. Seara le dijo claramente que él había confiado en Cámpora porque Evita le había dicho siempre que era la persona en quien más podía confiar. Pero luego dijo ‘ocurrió lo impensado: Cámpora se dejó copar por la izquierda, y no solo por la izquierda, sino por el hijo, que además de ser de izquierda, tiene algunas debilidades. Y aquí me ve, aquí me tiene, ahora de presidente, teniendo que enfrentar esto’.

Directamente atribuía al hijo de Cámpora el haber contribuido a rodear al padre de gente que él no deseaba y que le hacía mucho mal al movimiento.

También le atribuía costumbres no muy varoniles, y lo decía con todas las palabras.

4.- El General Perón estaba convencido, y murió convencido, que en Ezeiza grupos terroristas de izquierda iban a matarlo, para a partir de su muerte iniciar una revolución socialista. Es por ello que el avión que lo traía de España aterriza en El Palomar, y también que rechaza la invitación de Cámpora de vivir en Olivos, decidiendo personalmente irse a Gaspar Campos donde se sentía más seguro, custodiado por su gente de confianza.

5.- Tenía orgullo de ser militar, y de la importancia de la institución militar.

6.- A esa altura de su vida estaba convencido que los pueblos, a pesar de sus diferencias, progresan con concordia, y no con gobiernos confrontativos. Por eso el disgusto con Cámpora.

7.- Es muy claro el efecto negativo que sobre su salud tuvieron los disgustos, ya que lo del 20 de junio de Ezeiza deriva en un infarto de miocardio, y claramente luego de la expulsión de los montoneros de la Plaza del 1° de mayo, comienza con una angina de pecho cada vez más grave que termina con su vida el 1° de julio de 1974.

8.- Es importantísimo tener en cuenta que el último acto político de su vida fue aceptar la renuncia como embajador de Cámpora y por sus propias instrucciones, para dejar este hecho para la historia argentina y de su movimiento, da las órdenes necesarias para que en ella ‘no se le agradezcan los importantes y patrióticos servicios prestados’, lo cual es un gran desaire. De éste hecho fue testigo presencial mi padre, que fue quien le acercó el decreto para su firma. Recién entonces hace la transmisión del mando en la vicepresidenta y muere 48 hs. después.

He resuelto hacerles llegar estos conceptos, no para confrontar con ustedes, pero al ser jóvenes creo que es necesario que estén bien informados respecto de lo que sentía el General Perón por Cámpora. Respeto lo que ustedes sientan por él, pero también tienen que tener en cuenta la verdad histórica de cuál era el sentimiento del General Perón.

Por ello, para no mezclar conceptos, si se es camporista no se es peronista.

No pongo en duda la buena fe de cada uno de ustedes, pero consideré necesario advertirles cuál era la verdadera posición del General Perón, para que los hechos no resulten deformados ni aprovechados por quien no debe.

Esperando le lean este texto a sus compañeros, y luego una respuesta, los saluda atentamente.

Pedro R. Cossio

-1-

http://www.grr.org.ar


El caso Chubut: por qué va bajando la intención de voto a Cristina

http://www.periodicotribuna.com.ar/8575-el-caso-chubut-por-que-va-bajando-la-intencion-de-voto-a-cristina.html

La Argentina, ¿está bajo peligro nuclear?

http://www.periodicotribuna.com.ar/8572-la-argentina-esta-bajo-peligro-nuclear.html

“TODO O NADA”… el Cristinismo toma un camino político que muy probablemente termine estrellándose…

“Cuando un Estado estaba habituado a vivir con su legislación (propia y en régimen de República) El Príncipe Conquistador tiene 3 soluciones: Arruinarlos, ir a vivir a ellos o dejar al pueblo con su código tradicional… Hablando en verdad, MAS SEGURO PARA CONSERVAR SEMEJANTES ESTADOS ES EL ARRUINARLOS” (Nicolás Maquiavelo, en “El Principe”)

PASAN LAS GENERACIONES, PERO, NO SE APRENDE DE LOS ERRORES…

Envalentonado por el triunfo de Lucía Corpcacci en Catamarca, el núcleo K más duro plantea la necesidad de no ser “tibios” e ir con todas sus fuerzas por “todo” el poder a nivel nacional. Sus recetas mediáticas de acercamiento a la juventud y la clase media hablando sobre el rompimiento con la ortodoxia peronista, pero a la vez arreglar por atrás con la vieja política, como sucedió en tierra catamarqueña con Ramón Saadi y la tropa que conduce Luis Barrionuevo, no hacen más que resaltar un modelo de construcción política que puede terminar en un rotundo fracaso

Sigue leyendo

ATUCHA II: UNA CENTRAL VIEJA, QUE TODAVÍA NO SE INAUGURA (Y NO CUENTA CON NORMAS POST-CHERNOBIL…)

Ya lleva años de atraso. No solo eso, en 2007, se denunció que desentonaba tecnológicamente con las normas “post-chernobil”…

Hoy resurge le tema, no por la constante corrupción K (tremendo achaco) sino que Siemens, empresa que realizó el mentado diseño original, ya casi no se dedica a temas nucleares…

Graves errores de diseño de la central nucleoeléctrica incompleta, con fecha de inauguración dos veces modificada por el Gobierno Nacional [repautada ahora para fines de 2011]. Un desastre nuclear en potencia abundante en episodios de corrupción y desvío de fondos, y donde se agrega el problema de la antigüedad de la ya obsoleta Atucha I. La inversión de la obra ya alcanza los tres mil millones de dólares -de acuerdo a fuentes independientes-, sin verse resultados hasta hoy. Artículo publicado en Perfil.com en septiembre de 2007, y que cobra vigencia a partir de la catástrofe japonesa en Fukushima Daiichi.

leer mas, click abajo

Sigue leyendo

¿PERONISMO O CAMPORISMO?

PERONISMO O CAMPORISMOPor Claudio Chaves

Sigue leyendo

OCUPACIONES Y “OKUPACIONES”…

Las ocupaciones y “okupaciones” oficiales

LA FALSEDAD Y ESTAFA CONSTANTE DEL KICHNERISMO, VISTA DESDE 2 CASOS PUNTUALES (especial para “Tribuna” -*-

“Miente, miente, miente que algo quedará, cuanto más grande sea una mentira más gente la creerá“. Joseph Goebbels, homicida y jerarca nazi, Jefe de Propaganda del Reich (1)

El kirchnerismo ya no causa asombro. A la mañana pronunciará un discurso en favor, y a la tarde, en contra.

Su ideología es su propia conveniencia, tiene un urna en la cabeza y un sector de la juventud más parecida a los “camicia nera” de Mussollini que a la Juventud Peronista. Adolece el razonamiento de capacidad de comprensión para el diálogo: el kirchnerista, acorralado por la derrota, todo lo niega, y repite la verba, el discurso armado, esquiva el intercambio de ideas.

El método fascista es la imposición, no hay intercambio, la única interrelación es la fuerza propia y el sometimiento (por el medio más apropiado que el caso necesite) del oponente que es, necesariamente, un enemigo. Solo resta para con ellos el describir su falacia, reconocerlos, todo ello con el fin de iluminar al no adicto a fin de lograr su derrota electoral, lo que redundará en el primer paso a dar por esta sociedad que no parecería despertar. Primer paso, luego deberán recorrer los Tribunales a fin de que se les aplique las penas correspondientes, tanto de cárcel como inhabilitación, y las correspondientes penas pecuniarias a fin de, al menos que la sociedad pueda saber la verdad sobre el patrimonio ultrajado al erario público desde 2003 hasta la actualidad. Tenemos derecho a aspirar a esta actuación de la Justicia, no solo a derrotarlos en las elecciones.

Dos casos demostrativos de la estafa kirchnerista, en cuanto a las “ocupaciones”

1) 22 de Febrero de 2011. El Intendente Fernando Gray, kirchnerista el hombre, ordena el desalojo de 1500 familias ocupantes ilegales de Esteban echeverría, Gendarmería y la Policía Provincial cumplen de inmediato la orden.

2) 10 de marzo de 2011. El Juez Armella, ad-hoc de la Corte Suprema, ordena desocupar viviendas terminadas que se estaban por entregar a habitantes de la cuenta riachuelo. El gobierno nacionalmanifiesta expresamente que no ordenará a las fuerzas nacionales desocupar los departamentos. Solo son 40 personas mayores y 80 menores.

Con la “urna en la cabeza”, aún contra la ley

La decisión de cómo responder en el caso de “ocupar” u “oKupar”, se toma desde el oficialismo depende quien se beneficia electoralmente y quien se perjudica, si es el señorito Gray, inmediata desocupación en el día y con toda la fuerza policial posible. Pero, si perjudica a Macri, jodamos con el tema hasta el cansancio (y el desgaste) del opositor que sea, o que le toque la “operación”. Ahí los funcionarios actúan como un militante más para desgastar al opositor, ello en clara oposición a los fallos de los jueces y, claro, de la Ley misma.

Quizá, hasta se alienten okupaciones en un futuro, en perjuicio de los opositores que lleven gestiones ejecutivas a cargo, máxime durante la campaña electoral. “Indoamericano” no nos puede hacer pensar otra cosa…

¿Qué diferencia hay entonces entre esto y la campaña electoral?

Una muy simple, cuando se hace del uso de la fuerza pública para fines electorales estamos en la zona gris del fin de la República como forma y esencia de Estado.

Desde el plano menor del derecho penal (menor frente a la gravedad institucional antes mencionada) también le cabría el procesamiento a los funcionarios implicados, de los ministerios respectivos, que han incumplido nada menos que una orden de la Justicia, y encima, de un Juez que actúa en nombre de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Poco empacho tienen estos gobernantes admiradores del ex-delegado y efímero Presidente Héctor J. Cámpora, en cuanto a discriminar situaciones o excepcionalidades, cosa que poco les parece importar, dado que las viviendas usurpadas en Soldati no son para “gerentes de corporaciones”, “agrogarcas” u “opositores”, sino, para personas que se están muriendo contaminadas por el plomo y otros metales pesados a la vera del pútrido riachuelo.

Nada nos extraña del camporismo (deberían pedirle perdón a la familia del pobre y mediocre Cámpora, dentista de Giles, tío, un buen tipo) y su guevarismo “demodeé” y fingido, dado que sus mentores “ideológicos” (los verdaderos subversivos del ´70) acostumbraban secuestrar, robar, matar y hasta desaparecer personas, con estómago limpio y sin afectación.

José Terenzio

-*- http://www.periodicotribuna.com.ar/8527-las-ocupaciones-y-okupaciones-oficiales.html

(1)   http://es.wikiquote.org/wiki/Joseph_Goebbels

(2)   http://www.teresarodriguez.org.ar/?category_name=uncategorized

(3)   http://www.perfil.com/contenidos/2011/03/12/noticia_0042.html